Mientras la actividad turística de España creció 4,4% en 2017 y su contribución al PIB aumentó hasta el 11,5%, la inestabilidad política en Cataluña generó pérdidas para el sector, especialmente luego del referendo secesionista del 1 de octubre.

Según estimaciones de la Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur), el conflicto entre el Govern de Barcelona y la administración de Mariano Rajoy en Madrid habría causado pérdidas de unos 319 millones de euros (US$ 381 millones).

De acuerdo con el reporte, sin el desafío separatista planteado en el último trimestre, el crecimiento de la actividad turística el año pasado habría sido de 4,7%, tres décimas mayor al registrado.

En una conferencia de prensa, el vicepresidente ejecutivo de Excletur, José Luis Zoreda, detalló que la crisis catalana produjo un descenso medio del 9,6% de los ingresos turísticos, concentrado en Barcelona, en octubre y noviembre, y del 15%, en diciembre, principalmente por la caída en la demanda en los mercados europeos de proximidad.

En un reporte separado, la consultora Irea manifestó que, desde el referendo, que Madrid declaró ilegal, también cayó la actividad de compraventa de hoteles.

“En Barcelona, todas las transacciones se produjeron antes de septiembre. Tan solo alguna se cerró con posterioridad pero se había comenzado a negociar antes”, sostuvo Miguel Vázquez, socio de Hoteles en Irea.

“Con posteridad al 1 de octubre, no se ha vendido ningún hotel en Cataluña”, sentenció.

Article source: https://www.df.cl/noticias/internacional/actualidad-internacional/crisis-catalana-genero-perdidas-de-us-381-millones-al-turismo/2018-01-11/094145.html