Si Dispone de garantía hipotecaria y es inviable conseguir financiación a través de entidades de crédito reguladas por el banco de España, podrá encontrar una solución con Capital Privado para hacer frente a su necesidad puntual.
Si su banco habitual le ha negado la solicitud de dinero que requería, existen otros medios donde puede conseguir financiación.
Tenga en cuenta que éste tipo o modelo de financiación es mucho más caro en cuanto a porcentajes de devolución y sus plazos de retorno son mucho más exigentes, rara vez superan los seis meses o máximo doce para efectuar la devolución del capital más los intereses generados.

Efectivamente este modelo de financiación se recomienda en ocasiones muy puntuales o esporádicas, cuando el solicitante, requiere de esta suma de dinero por un corto periodo de tiempo y el pago de los altos intereses compensa sobre los beneficios obtenidos.

Puedo ser Inversor de capital privado a título personal.

Que significa  invertir dinero en capital privado?

Invertir en capital privado es invertir en operaciones financieras diversas: de deuda, préstamos hipotecarios, embargos operaciones en rai, Asnef, reunificaciones…

¿invirtiendo dinero en capital privado, Qué rentabilidad se puede conseguir?

La rentabilidad es muy variable, dependiendo de cada operación, el beneficio varia en concordancia normalmente del riesgo que conlleve la operación financiera a tratar, dependiendo principalmente de las garantías aportadas en la presentación de la operación, estas garantías dependiendo del porcentaje de cobertura que ofrezcan sobre el capital aportado nos indicaran un mayor o menor coste en el diferencial mensual a marcar. Estipulando un porcentaje medio optimo por operación en un 5% mensual.

Estoy interesado en formar parte como inversor privado, ¿existe límite sobre el total de la inversión de capital privado que puedo desarrollar?

El límite lo marca usted como inversor, dependiendo de su capacidad económica, y del riesgo a tomar, existiendo diferentes tipos de operaciones: operaciones viables, operaciones de riesgo, operaciones de alto riesgo. En estos casos cada operación se carga un diferente porcentaje de diferencial sobre el capital prestado, dependiendo como siempre en su riesgo y complejidad.

¿Qué es un préstamo privado?

El Dinero Privado o Capital Privado es una aportación económica que hace una empresa o inversor privado y va dirigido a personas que se encuentran en situaciones económicas con dificultades (Asnef, anotaciones, embargos, subastas, judiciales, rai, embargos de organismos públicos…). Dicha empresa, persona física o grupo inversor obtiene un beneficio económico a cambio de ofrecer liquidez.

Estas empresas o personas físicas invierten su dinero para obtener una rentabilidad por ello y ofrecer liquidez  a sus clientes siendo conocedores  del riesgo que corren al hacer un préstamo en una situación tan delicada. Es por ello que la garantía aportada en el préstamo marca las condiciones generales en cada caso.

Siendo el objetivo principal,  recuperar la inversión realizada cobrando el diferencial establecido o en último caso adjudicarse la garantía depositada, no siendo esta la preferencia ni el objetivo, pero si una solución.

En resumen y bajo mi punto de vista los diferenciales a devolver son más altos que la banca tradicional, los plazos de amortización más cortos y por lo demás en definitiva todas las entidades de crédito toman garantías de un modo u otro de forma que el peticionario en caso de no cumplir con los pactos establecidos en contrato termina pagando con las garantías depositadas, personalmente yo D. Montes Membrives, como inversor y director general de la entidad Aracat Crédito Real ®, y cumpliendo en todo lo posible la normativa que nos regula desde el año 2009, recomiendo de forma siempre controlada el acceso al dinero rápido o al crédito privado, pues entiendo que realizamos una labor importante y necesaria, pues somos la última baza para muchas personas e instituciones que de otro modo no dispondrían de esa, en algunos casos, última oportunidad que le brindamos desde el capital privado, de una forma, como es normal totalmente interesada, pues realmente es un negocio a lo que nos dedicamos, no siendo como algunas instituciones quieren aparentar ONGs, pero tampoco hienas hambrientas imagen que al contrario otros nos pretenden encasillar. Realmente trabajamos con situaciones difíciles, situaciones que desde Aracat Crédito Real ®, no hemos originado, sino que nuestros clientes han contactado con nosotros para que de un modo u otro ofrezcamos una solución, soluciones que nunca son fáciles ni sencillas, y que por desgracia en algunos casos no existe.

Es por ello que contando con que las situaciones que nos proponen nuestros clientes nunca han sido generadas por nosotros, si no que al contrario, en la mayoría de los casos son situaciones que aquellos que más critican al capital privado, son en general los que de un modo peculiar han contribuido por la falta de perspectiva, la situación límite de nuestros clientes, yo personalmente y aclarando desde otro punto de vista que como capital privado las únicas garantías que el peticionario pone en juego, son aquellas que avalan la operación, y que el cliente deposita fehacientemente y que es en todo momento conocedor de ello, marcan otra gran diferencia sobre lo que ocurre con la banca tradicional.

Ante todo hay que reconocer que la banca tradicional realiza desde hace siglos un gran trabajo, pero que en ocasiones por desgracia para nuestros usuarios cada vez más cotidianas, las garantías aportadas para el acceso al crédito bancario sobre pasa los límites éticos, provocando situaciones como las que nos encontramos. Ante la evidente posibilidad de falta de pago, las garantías que nos reclaman estas entidades, pues así lo hemos firmado, en esos extensos contratos, que por equivoca confianza nunca se leen. Tipifican y crucifican a todos y hablo como usuario de banca tradicional, al pago o perdida de todas nuestras posesiones, habidas y por haber en próximas décadas de nuestras vidas, para nosotros y todos aquellos que en un momento nos brindaron su apoyo de una forma desinteresada, participando como avalistas en la operación.

Es por ello que como inversor y director general de la corporación Aracat Crédito Real ®, mantengo mi postura de respeto hacia el capital privado, que como siempre tiene diferentes prismas de vista. Y recomiendo, precaución a las personas que deseen o necesiten acceder a estos servicios.

D. Montes Membrives Director general de Aracat Crédito Real ®.